domingo, 11 de mayo de 2008

CONTRA MI CONCIENCIA


I
¿Es la verguenza por esta dicha
cortada a rebanas por el tiempo
o el orgullo de ser sólo a ratos
lo que me gustaría ser en la vida?
Me pienso egoista a veces si disfruto
en exceso de la vida, y generoso si,
en cambio, no lo hago por amor,
pudor,
agravio.

II
Mi conciencia es una amalgama precisa
de lecciones aprehendidas con lañas.
Lañas que se me sueltan de pura alegría
y me mezclan los prejuicios y complejos
como vasos de tinta volcados sobre un lienzo.

III
Siempre he sido el efecto de alguna causa,
su reacción, su respuesta, pero nunca
aquello que lo motivaba.
Pobre arcoiris tras la tormenta,
picor de una erupción,
resaca de una fiesta,
regusto en la garganta
cicatriz de la belleza,
propósito de enmienda
de una futura confesión...
Nunca sabrás el porqué de la función.

1 comentario:

Juls dijo...

seguro que has sido causa muchas veces, so embusterooooooooooo...
me encantó la primera parte.
pooonla al finaal..jajjajaj

besoos